Rinocerontes eran los de Antes

Evolution

jueves, abril 26, 2007

A veces pienso que no todo está perdido

Hoy cuando voy a subir al ómnibus temprano, observo que un muchacho pronto para subir, tomado del pasamanos le permite ascender antes a una señora. Me acerco al vehículo e imito el gesto con una mujer que venía detrás mío. Luego asciendo yo y el muchacho al final. Venía lleno, el conductor cobraba y manejaba, casi sin poder ver para los costados. Al rato, el chico, que estaba junto a mí y otros cuantos, apretado contra la parte delantera del ómnibus, le hace un gesto al conductor. Entonces recordé que detrás mío, el muchacho no pagó su boleto sino que mostró un carnet que volvió a guardar ante el gesto de aprobación del chofer. Y recordé que donde se bajaba hay una escuela para sordomudos. Me gustó su amabilidad y pensé, algunas veces la gente tiene mucho miedo de tener hijos privados de alguna de las habilidades que supuestamente nos adornan a los humanos, y que sin embargo con educación y buena actitud esas desventajas pasan a un plano insignificante. Pensé que quisiera mil veces un hijo así y no uno adornado de miles de ventajas y supuestas virtudes, pero mala persona. Eso pensé.

*

Dos días antes rumbo al trabajo pasó algo similar. Yo iba parado en el pasillo y un muchacho ve que cerca mío había una mujer mayor y se levanta y le ofrece el asiento. La señora agradece y por pudor le dice que si él no piensa bajarse no es necesario que se lo dé y el chico seguro de sí le dice que no le falta mucho y le deja el asiento. La señora toma el lugar reconfortada, y nadie sabe, que yo también sentía eso. Quizás muchos sentían eso, y yo no lo sé tampoco.
Cuando voy a bajar, otra persona mayor está delante mío en la fila. Cuando baja, una muchacha que está para subir por la misma puerta la mira y le extiende su mano para que la señora se tome de ella y tenga más fácil el descenso. La señora acepta la mano y sonríe (intuí, porque yo venía atrás). La muchacha devuelve la sonrisa. Y yo sonrío por dentro. Igual que otros en la intimidad de su mundo propio, quizás.

** ****

Hoy por la tarde, luego del trabajo saqué a jugar a Gaia. Le tiro un palo que tenemos escondido entre unas plantas y ella literalmente vuela y llega casi al mismo tiempo que el palo toca el suelo. Es un animal extremadamente veloz. Luego que lo recoge no me lo quiere devolver, se pasea ante mi sabiéndose más ágil y juega conmigo, no me lo da hasta que se le ocurre. Y aprende cada trampa que yo le hago para obtener el palo de modo que no le puedo hacer dos veces el mismo truco. Y ya casi no me quedan trucos. En cualquier momento ella me enseña alguno.


*

Cuando estoy jugando con Gaia se aproxima a mi un señor mayor. Me ofrece su mano. Se la estrecho. Se presenta y me presento. Me dice que como vió que me gustan los perros me quería preguntar si no había visto a su perrito extraviado, un perro pequeño, de color bayo (marrón o beige claro según entendí) que tiene 16 años y cataratas en los ojos. Me explicó que le dijeron que lo vieron por la zona, que está toda la familia compungida por la pérdida y nada, me dió su teléfono con la esperanza que alguien en el barrio le encuentre a "el Atilio". Nada, que se yo. Debe ser jodido perder una mascota. Encima el señor cuando se iba me dice, medio en broma medio en serio, que su nuera lo quiere reventar. Si alguno ve un cuzquito medio ciego, le dice Atilio y el bicho mueve la cola, avisen. Hay gente que se va a poner felíz.

*** ***

No tengo claro que es un blog para mí. Ni tengo claro si aquí hago un personaje, o si el personaje lo hago en la vida real. Creo que soy igual en todos lados, en cada sitio uno se manifiesta de modo acorde a donde está. Y la esencia es una. Otros le asignan al narrador de su blog una personalidad inventada, un personaje ficticio. Y un día deciden que se cumplió un ciclo y se despiden y se van. Y dejan un hueco. Es así; un personaje inventado que no va a estar nunca más deja un hueco. Al menos uno, y en alguien.

*

A veces pienso que la vida es una especie de blog, donde escribimos como podemos en un lenguaje donde las palabras son hechos, son lágrimas y sonrisas, y son caricias y son patadas. Una especie de blog tridimensional con infinitos comentadores, donde el que escribe se ve representado por un sujeto mortal, lleno de miedos, ansiedades, sueños y deseos. Y uno a veces no sabe si es el que escribe o si es simplemente su instrumento. Uno no sabe, ese es el misterio. Y trata de escribir lo mejor que le sea posible. Mal, pero al límite de sus posibilidades. Expandiendo sus límites, buscando evolución.

**** **

Si yo fuera Drácula montaría un laboratorio que encontrara el gen maldito que hace que el ajo le resulte dañino. Entonces eliminaría ese gen de todos los ajos del mundo. Y de paso haría bananas con carozo, solamente para sentir el placer de escupir el carozo. Y se podrían hacer zapallos cúbicos de modo que se puedan transportar de forma más eficiente. Pero entonces perdería sentido la frase "hay que dejar que los zapallos se acomoden durante el viaje". Y entonces que frase le podría decir uno a otro para conformarlo cuando lo ve abrumado por los problemas y la cantidad de variables que le hacen perder control de su vida?
Yo creo que de no existir el transporte de zapallos la gente no podría transmitir esa metáfora y estaría más triste y abrumada. Los zapallos son así, irregulares, porque el que los creó lo pensó suficientemente y es la forma que encontró de que una persona le diga a otra que no se haga mala sangre y que tenga paciencia. En la vida hay que tener paciencia.

******

Ayer iba por la ruta 55 rumbo a la 3, pasé rápido, la noche anterior no me dió paso la 14 porque estaba inundada en un bajo (el Paso Lugo). Entonces con mucha incertidumbre volví, tarde en la noche a desandar el camino y terminé en un hotel en la represa de Palmar.





Estaba solo en un hotel de veinte y pico de habitaciones, ni el personal estaba allí. El auto solo en la puerta. En toda esa soledad inmensa no sentí el menor miedo, extrañamente.



Me fui por las ramas, no era esto lo que quería contar. Olvidáte de lo que te dije.
Lo que quería contar es que pasé preocupado por el cambio de planes que tuve y pasé a una señora con un niño y un bebé, que hacía dedo. Faltaban un par de kilómetros para la ruta 3. Luego de pasarla sin parar sentí que había hecho algo malo. Pensé en volver y el que seguía pendiente de sus preocupaciones decidió seguir. Y el otro, en ese ida y vuelta interior preguntó, ya en voz alta, abandonando con bronca el silencio del diálogo profundo

-¿pero que mierda hicieron con nosotros?

29 Comentarios:

A la/s 27 abril, 2007 10:01, Blogger Perrito Mozartiano dijo...

Día cáluroso, pesado. Contexto: ómnibus 64 a la altura del liceo Nº 10. A mi lado mi madre y mi hermanastra (qué palabra fea) sentados en un asiento de esos triples que están frente al guarda, sólo los ómnibus de asientos naranjas los conservan, si no me equivoco. El ómnibus frena. Una señora intenta subir, le cuesta montones. El buen mormón que todos llevamos dentro, me incitó a ayudarla a subir, como corresponde. La vieja (ya no señora) me mira y no toma mi mano, decide batallar sola, mientras yo me quedo haciendo el ridículo, despreciado entre el chofer y esa molesta multitud de ojos. La vieja se sube, yo ya sentado en mi lugar mirándola incrédulo, me dice: no viste qué podía, nene? El guarda aprovecha la ocasión para justificar su negligencia diciéndome "viste? cuando las querés ayudar se calientan". No le respondo. Nunca definí qué me daba más asco, si la imbecilidad del guarda (que es uno canoso narigón y de rulos, muy popular), o la soberbia y mala educación de la vieja. Pero hasta ahora fantaseo con una venganza empujándola por la escalera que tanto le costaba subir.

******

Es costumbre en este blog hacer paquetes de relatos. Ahora tengo que ir a tienda inglesa a acompañar a mi madre, que se levantó de mal humor y se calentó porque se cortó el pelo y le quedó como el culo. Así que saludo y me quedo por aquí, tal vez me haya quedado alguna cosa por decir.

 
A la/s 27 abril, 2007 11:07, Blogger Clementina dijo...

Si, comparto con Perrito, su blog es como que inspira.
El otro día, hace un par, estaba en la parada de san josé y yaguarón. La misma parada de todos los días. Las mismas caras, la misma gente que no quiero ver. Ver...veo...veo venir a un ciego que se iba derechito contra el farol del bondi. Lo agarro, me dice "muy amable señorita" (cómo supo que era señorita??) La gente se desespera sobre la puerta como si fueran a encontrar tras de ella bombones rellenos de fresa. Yo demoro en subir al ómnibus. Si subo última, mejor. Dejo subir al ciego. Estoy atrás de él y puedo percibir una alteración. Ya pasaron dos minutos y nadie se paró para dejarle el asiento. Miro al guarda en un afán de que diga lo que tiene que decir. A ver, alguien por favor deja sentar al caballero??. Se para un hombre que tenía dos niños en la falda. Fue complicado. La persona ciega le dijo, “nooo, por favor, usted está con niños”. Vamos a ver cómo es, cuando todas las luces se apagan.
Besos Roberto. Ya le contesté en mi blog. Ah, por cierto, hoy es mi cumpleaños. Se roba un durazno y me lo regala???

 
A la/s 27 abril, 2007 11:56, Blogger Perrito Mozartiano dijo...

"La gente se desespera sobre la puerta como si fueran a encontrar tras de ella bombones rellenos de fresa"
JAJA esto es totalmente verídico!!! Recuerdo (y prosigo con el anecdotario) que en el año 2004, saliendo de mi ex-facultad de Ciencias Sociales, íbamos con una amiga a la casa a estudiar. En la parada del ómnibus intentamos subir al mismo. En eso, una cincuentona nos atropella para subir y nos dice: perdón, pero estoy apurada (???). Claro, ahora, gracias a Cleme entiendo porqué se apuraba tanto! Se ve que los bombones los regalan al primero en subir. Pero claro, como también yo suelo subir último nunca recibo nada.

Mi táctica para evitar atolladeros de pasajeros es una placentera y desintoxicante caminata desde mi facultad (o desde donde esté) hasta la plaza independencia, donde los asientos de atrás del todo, esa hilera de 5 elevada, está siempre vacía. Suelo elegir el de la derecha del ómnibus.

 
A la/s 27 abril, 2007 19:18, Blogger Robertö dijo...

Así es pequeño perro. Dar una mano trae adosado el riesgo del rechazo. El temor es quedar en ridículo. Y quedar en ridículo es un hecho insignificante, uno mismo puede reírse de la situación, como si fuera un espectador más.

Feliz cumpleaños Clemen. Va un pensamiento con forma de durazno.
Claro, la gente se busca sacar ventajas para acceder a los últimos asientos libres. Suele suceder que hay menos asientos que gente, por lo cual uno es testigo de la lucha ecarnizada de la gente para encontrar sustento para su culo.
Sucede que luego también sube gente con niños o ancianos y la gente se hace la dormida. Uno se evita esa tentación, tan humana, siendo gentil y subiendo último en su parada.

Me gustó lo de la señora que empujaba porque iba apurada. Claro, iba apurada a ver si se quedaba con algún asiento libre.

 
A la/s 27 abril, 2007 20:18, Blogger Lucy in the sky with diamonds dijo...

Ayayayy cuántos temas.
Una caja de pandora este post. Me gustó el cambio de tono en cada párrafo.
Me tengo que sentir un touch tocada por lo del personaje.
Si, yo en mi blog pongo algo mío claro, soy yo quien escribe pero se fue armando un personaje y ya tomó vida propia, con lo cual muchas cosas van a parar a ese personaje y tal vez no las haya vivido yo, invento, repito, cambio, cuento, de todo un poco. Me gusta eso. Me gusta jugar, siempre me gustó jugar y esto lo tomo como algo serio y al mismo tiempo con toques lúdicos que le fui dando.
Es mi manera. Eso sí, no está en mi planes cerrar y desaparecer.
Ya quiero demasiado a Lucy, no se si puedo estar sin ella.

Me dio mucha penita el hombre del perro, es obvio que se vio reflejado en vos y extrañó verse así con su guau guau. Ojalá lo encuentre. No?
Very besos.
LIndo post.
Lucy.-

 
A la/s 27 abril, 2007 22:38, Anonymous gabriel dijo...

¿pero que mierda hicieron con nosotros?

Muchas veces me pregunto hasta que punto tenemos que apretarnos con esa pregunta. Pero no se la respuesta, la verdá.


Justo hablé del tema personaje hace poco, pero si por esas casualidades se refiere a eso Ud. le comento que en mi caso hablaba del personaje que hacemos en la vida real, igual o parecido a este.

Saludos, siempre es un gusto darse una vuelta por aquí.

Es una de mis bitácoras favoritas (lenguaje microsoftuesco si los hay)

:-)

 
A la/s 28 abril, 2007 01:55, Anonymous Roβεrtö dijo...

Hola Lucy. Bueno, mi caso no es como el suyo. En general no invento, a menos que haga una ficción evidente.
Como lo de los ajos de Drácula o el agua bendita del mate. Antes mi blog no tenía definición clara y sucedió que cuando estuve 3 meses en Paraguay trabajando comencé a contar historias y comence a tener devoluciones de esas historias. Al volver seguí contando historias de mi viaje y cada tanto mechaba alguna de acá y no sentía que fueran buenas historias. Entonces me pregunté cual era la diferencia. Y pensé que era el estado de alerta al estar en tierra extraña que hacía que yo estuviera pendiente de las historias que pasan todo el tiempo. Aquí, normalmente las historias pasan mientras yo estaba con mis sentidos aletargados. Ahora trato de estar alerta a cada cosa.
Hay millones de historias que estan latiendo muy cerca nuestro en cada momento. Es cosa de prestarle atención.

Gabriel, empiezo por el final. Gracias por tus palabras.
Sobre la pregunta. Luego de escribir el post me di cuenta y no lo quise cambiar. Al decir esa pregutna así como me la dije en ese momento, hablandome con sinceridad y con desilusión a mi mismo, y al escirbirla como la escribí me di cuenta.
Nadie nos hace ninguna mierda que nosotros no queramos, no aprobemos.
La forma en que hice la pregunta pretende desligar la responsabilidad de que uno tambien acepta ese modo de vida. Y no tiene por que.
Bueno, es hora de dormir. Cerveza.

 
A la/s 29 abril, 2007 13:40, Blogger Floooя dijo...

el tema de los bondis es tan cierto. siempre me llaman la atención las personas que hacen eso. la mayoría (que lo hacen) como un acto reflejo,ni siquiera tienen que pensarlo. o al menos eso parece.

respecto de los blogs, en mi caso el mío es muy egoísta. lo tengo porque me sirve a mí. lo que hace que en el momento que cumpla su cíclo, chau. pero bueno, creo que para eso falta bastante. y se que cada persona que tiene blog, puede tener motivos muy distintos

 
A la/s 29 abril, 2007 15:41, Blogger Nachokhán dijo...

Que buen post! Hacia mucho no leia algo tan copado!

Tal vez si los zapallos se cubizaran, sigificaría que no tendríamos mas problemas. Digo, no? Si los zapallos son problemas, lo unico que tendríamos son problemas cúbicos, de la forma:

ax^3+bx^2+cx+d=0

Y esos son re fáciles de resolver.
¿¿Me acompaña en la emoción, Roberto??? Saludos!

 
A la/s 29 abril, 2007 18:39, Blogger Robertö dijo...

Floor: supongo que todos los blogs son egoístas. Los egos suelen ser variados y a veces complicados. De alguna manera yo debo sentir que tengo el blog porque me sirve a mí, porque yo tampoco soy la madre Teresa. Pero bueno, la blogósfera es diversa también.

Nacho: Gracias. No se emocione m´hijo. Si los zapallos fueran cúbicos, y el mundo perfecto, escribiríamos todos los mismo, seríamos básicamente iguales, no tendríamos muchos tormentos, pero tampoco ilusiones. A lo mejor no seríamos tan felices si de antemano a nosotros también nos eligieran con un paquete genético a la carta.
Un poco de caos está bueno.

Gracias por pasar.

 
A la/s 29 abril, 2007 23:35, Blogger Annie dijo...

Excelente el post.
Me gustó también lo que comentaron de los bombones, yo también soy de las que esperan y suben últimas. Y, si hay más de una persona parada y se desocupa un asiento, nunca me siento porque siempre pienso que otra de las personas que está parada puede necesitarlo más que yo.

Que divertido pensar que me puedo cruzar con cualquiera de uds. en algun ómnibus, y ninguno nunca lo va a saber.

 
A la/s 30 abril, 2007 10:21, Anonymous Gabriel dijo...

ah Robertö, creo que es por ahí, sí.

 
A la/s 30 abril, 2007 11:17, Blogger Von dijo...

Que Hace Robertö, yo aquí cada vez con menos tiempo para postear y leer, por suerte hoy pude hacerme un rato para leer su post que me gustó mucho. Se la ve muy bonita a la perra, en la foto. Abrazo.

 
A la/s 30 abril, 2007 16:23, Blogger SoLo AciDo Mi OpiNiON dijo...

Que feo que es perder una mascota (pequenas criaturas que logran esclavizarnos) Espero tenga suerte de encontrarla.

*

Del tema transpote publilco y la gente mayor tengo 2 cosas que decir.
Una. Me encanta hacerle notar a la gente que esta sentada en los asientos reservados y que se hacen los boludos, que hay alguien que lo esta necesitando. Disfruto cuando me miran y me odian con toda su alma.
Dos. En cierta oportunidad le quise ceder el asiento a una senora pensando estaba embarazada. La pobre me dijo: No gracias, solo estoy un poco gordita.

*

"...Quiza nosotros somos las palabras que cuentan lo que somos..." E. Galeano

 
A la/s 01 mayo, 2007 11:54, Blogger Robertö dijo...

Annie: siempre pienso en la alternativa de estar cerca de un blogger o un comentador en algún lado y realmente me causa mucha gracia. Es loco pensar que con gente que terminás teniendo códigos en común y confianza ni siquiera sabés el aspecto que tiene.

Von: que bueno verlo por acá después de tanto tiempo. No se pierda.
Si, la Gaia, está linda, ahora me retiró el ladrido (es de lo más orgullosa) porque le corrí un dragoncito que tenía en la placita.

Acido: se ve que te gusta ir al choque. Yo soy de dejarlas pasar, hasta que me parece que hay que pegar una correctiva.
Si, entiendo que perder una mascotita debe producir mucha tristeza. Es peor que perder un amigo, porque se pierde el amigo, el compañero y encima uno se debe sentir culpable porque para peor uno se debe sentir embargado por una incertidumbre muy fea.
Porque además uno sabe que si bien uno siente que perdió la mascota, siente que el bicho lo perdió todo.
Yo estoy aprendiendo a tener mascota y me sorprendo cada día.

 
A la/s 01 mayo, 2007 13:50, Blogger Lucy in the sky with diamonds dijo...

Ojo, lo mío no es 100% ficción.
Justamente, en esa mezcla, es donde encuentro un verdadero placer.
En algo ficción y algo real.
Y, el que lee, no conoce ese límite, solo yo...la que inventa y la cuenta.
Very besos.
Lucy.-

 
A la/s 01 mayo, 2007 15:54, Anonymous Roβεrtö dijo...

No creo que algún personaje pueda despojarse totalmente de la vida que lo crea y encarna.

Yo acá no agrego mucho más. El blog es una experiencia de comunicación. Me gusta y por eso lo sigo. Y tiendo a ver personas más que personajes en mis comentadores. Es decir, no leo tu comentario como el de un personaje creado. Es mi forma de ver las cosas, nada más.

 
A la/s 01 mayo, 2007 20:16, Anonymous solo acido dijo...

Rober: Solo busco que las cosas sean justas. Si veo algo que no corresponde prefiero hacerlo notar antes que quedarme callado. Soy conciente que muchas veces tengo vero diplomacia, pero bue, igualmente asi opto por no callarme.

 
A la/s 02 mayo, 2007 10:11, Anonymous solokierogritar dijo...

Me encantó el post y quería comentar tanto que ahora que estoy escribiendo no sé por dónde arrancar... lo dejo para otro momento cuando mis ideas estén más asentadas, como los zapallitos.
Por otro lado con respecto a lo que comentás de las personas y los personajes, yo al contrario del resto de la gente, creé mi blog para ser 100% persona y 0 personaje; para gritar a gusto o susurrar cuando lo necesite... qué le voy a hacer? Me sale así.

Te mando un beso,

 
A la/s 02 mayo, 2007 18:58, Anonymous Roβεrtö dijo...

Solo ácido: sos una especie de vengador anonimo. Arriba!

solokierogritar: gracias por decirme que le gustó. Cuando se le sienten las ideas avise. Son zapallos, con los zapallitos nunca escuche que haya que esperar a que viajen para que se acomoden. Debe ser porque se deforman y se adaptan.

Saludos a todos. Al conde Drácula también si me está leyendo.

 
A la/s 02 mayo, 2007 19:01, Anonymous Cristopher Lee dijo...

Nunca tuve suerte Robertö. Como Drácula siempre me terminaban empomando con una estaca en el pecho, cuando no me agarraba la madrugada lejos del nicho y terminaba con quemaduras de tercer grado.
Después como Sarumán entre Gandalf y los Ents me dieron para que lleve y guarde.
Y como caballero Jedi terminé sin manos y sin cabeza.
Siempre para el cachetazo. Estoy deprimido.

 
A la/s 02 mayo, 2007 21:05, Anonymous una cotorra rebelde dijo...

Por lo general el crimen no paga.
Por lo menos en las películas.

 
A la/s 03 mayo, 2007 16:22, Blogger Lucy in the sky with diamonds dijo...

Ok ok ok.
Contundente. Tanto que no me dejó si quiera un huequito para seguir opinando.
Lo único que no me gusta es que tenga que ser de la forma que usted lo vive y lo ve.
Me refiero,
puede vivir de una forma todo esto del blog y de usted pero también, verlo de otras. Entender que no todos somos usted.
Básicamente eso.
Principio fundamental en lo que hace a la interrelación con los demás. no?
Uuuaarever. No insisto más.
Bye.
Lucy.-

 
A la/s 03 mayo, 2007 17:55, Anonymous Roβεrtö dijo...

En la vida no hay una única manera de ver las cosas. Por lo menos hay dos maneras de ver, desde el agradecimiento a estar acá respirando y aprendiendo hasta el resentimiento por lo que uno podría pensar que la vida le debe y no le dió. Y a partir de ahí tenés miles de variantes.

Yo apenas opino desde el cristal de mi experiencia. Y este sitio tiene más huequitos que un queso, para recibir opiniones como la suya.

Y si usted le parece que está en condiciones de darme clases de interrelacionamiento, es que a lo mejor, no le gusta el queso. ;)

Un beso Lucy.

 
A la/s 03 mayo, 2007 19:06, Anonymous envidiosa dijo...

Mirá vos. Lo que son las cosas. Venir a descubrir cual es el sentido de la vida en el blog de Roberto. Me emocionaron. Estoy a punto de llorar. Me dieron ganas de comer queso.

 
A la/s 03 mayo, 2007 19:53, Anonymous Roβεrtö dijo...

:)
muy lindo aporte Envi. Gracias por pasar. Ojo con el queso porque mucho es malo.

 
A la/s 03 mayo, 2007 21:10, Anonymous envidiosa dijo...

Faltaba más. Ya sabés que me encanta hacer aportes, Rob.

Y una cosa más. Todos los excesos son malos.

 
A la/s 03 mayo, 2007 21:46, Anonymous solokierogritar dijo...

qué confusión de verduras me agarré che... igual te digo que dos por tres mis ideas también son como los zapallitos.. se deforman un poquito y terminan cerrando.

te mando beso,

 
A la/s 04 mayo, 2007 19:59, Blogger Robertö dijo...

El zapallito tiene cáscara más flexible. De hecho los comemos con cáscara.

Lo bueno del zapallo es el dulce de zapallo.

(hoy ando filoso(fo))

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal

Free counter and web stats