Rinocerontes eran los de Antes

Evolution

sábado, agosto 18, 2007

Sopa de Pescado


Tengo la siguiente cualidad. Relaciono los lugares con lo que comí allí. Tengo una capacidad de recordar sitios a partir de lo que comí que me hace creer que si pensara con el estómago sería Einstein. El lugar de la foto es un balneario muy lindo sobre el río Tebicury, Paraguay donde paré a quedarme durante mi trabajo en ese país el año pasado. Fue una época de una sequía espantosa, los puentes parecían desproporcionadamente grandes para los hilos de agua que pasaban por ellos. Por momentos los ríos se cortaban en grandes superficies de arena que quedaba expuesta al aire de la atmósfera. Encontraban surubies enormes varados en la arena, era realmente terrible. Para peor los grandes arroceros drenaban la poca agua existente para sus cultivos y esos recrudecía la cuestión.
Volviendo al tema de la comida cuando vine tenía la idea de hacer un ranking de las comidas que había probado. En Villa Florida me tocó probar la mejor sopa de pescado que tomé en mi vida y en el restaurant del hotel municipal probé un surubí al roquefort muy rico. El surubí es un pescado sabrosísimo. Pero en este ranking arbitrario entra primera una lasagna con salsa cuatro quesos, que para mi sopresa era una especie de fondué de queso sobre una lasagna de jamón, presentada en una cazuelita de barro. El segundo lugar es para la pizza calzone de peperoni y para la pizza de ajo y oliva de las Pizzas al Tatakúa, en Asunción. Realmente las extraño.
Volviendo al comienzo. Podría mencionar una o varias comidas por punto geográfico que he visitado. Posiblemente el hecho de involucrar a casi todos los sentidos para mi sea más sencillo recordar las comidasd que un teorema o alguna cosa por el estilo. Lo que hacen los mentalistas que recuerdan cadenas de palabras o números enormes es justamente eso, algun truco mediante, asociar los números con objetos o situaciones visuales que tratan de ver muy vívidamente en su cabeza.

**** **

Hablando de genios. Este era Calculín un niño genio creado por el no menos genial argentino García Ferré.
Era un pibe con una gran capacidad para las matemáticas según recuerdo. Solía tener una tira en la revista Anteojito y creo que aparecía muy esporádicamente en los dibujos animados del superhéore argentino Super Hijitus, un niño que vivía en un caño y tenía un sombrero mágico muy curioso que lo transformaba en una mezcla de Superman con Hormiga Atómica, cuando decía la frase "sombrero sombreritus convierteme en super hijitus" previo a salir despedido por el orificio superior de su sombrero. Vivía en un caño, tenía un perrito llamado Pichichus y era amigo del entrañable Larguirucho, una de las mejores creaciones de García Ferré.


Seguramente Calculín debió correr con alguna chance de ser el protagonista del Libro Gordo de Petete, aquel pinguinito animado por una mano de guante negro que todas las noches presentaba a los niños alguna curiosidad de la ciencia. Hoy los niños miran a Tinelli, Matías Alé y Sofovich, en horario central y durante largas horas. Tambien de las cosas malas se aprende mucho. Eso espero.

14 Comentarios:

A la/s 19 agosto, 2007 11:44, Blogger Irina dijo...

El alimento como pan para la memoria... interesante.

salud, Robertö.
Irina

 
A la/s 19 agosto, 2007 13:53, Anonymous Arquimidës dijo...

de haberlo sabido en lugar de Eureka hubiera dicho "buen provecho!"

 
A la/s 19 agosto, 2007 13:56, Blogger Robertö dijo...

Irina, gracias por pasar.

Acabo de recordar que Hijitus decía
"fufu y chucu chucu chuu". Ahí es que se producía ese efecto prodigioso. Así con la u final sostenida. Nunca supe de donde provenía el tal sombrero mágico pero recuerdo al profesor Neurus ("el mundo será mío muejejeje") que una vez se puso a fabricar sombreros mágicos en masa y se armó un relajo bárbaro.

 
A la/s 19 agosto, 2007 19:44, Blogger lstllr dijo...

Los personajes de García Ferré nunca me gustaron, salvo Neurus y Pucho y por supuesto Larguirucho. Pero son personajes con grados de infantilismo. Además, la productora García Ferré hizo a Mundialito, el gauchito mascota del mundial de la dictadura y eso está mal. Petete subestima el mundo infantil y lo más parecido que le encuentro en el mundo de hoy es un Teletubbie, que es lo más parecido que encuentro a Mabel Lolo.

 
A la/s 19 agosto, 2007 20:08, Anonymous robertö dijo...

Caramba..era Ferré. La pifié. Luego acomodo.
Es cierto, no recordaba al gauchito, que solía salir abrazado a Anteojito en su revista.
Supongamos que G.F. se ganaba la vida haciendo dibujos y supongamos que idealistamente buscaba distraer y formar (acepto su punto de discusión) a los niños que en aquellos momentos ignorabamos que desaparecía gente y que nos gobernaba gente inconciente y mala.

A mi me gustaban los personajes. El comisario, Pucho, el boxitracio, Larguirucho. Hasta el sórdido Gutiérrez estaba bien creado. Petete estaba bastante bien.

Fuera de tema,Ls. Bajé una película de ultraseven y no se si por nostálgico pero me gustó. Temía ver algo tan horrible como los power ranger pero creo que no era tan espantoso. Y la marcha de U-7 casi me llega a emocionar.

 
A la/s 20 agosto, 2007 10:53, Blogger el-warren dijo...

Garcñía Ferré era (es) horrible.
Hijitus, superhijitus, la bruja cachavacha, el profesor neurs, larguirucho, oaky y Pucho, además del comisario y algún otro que se me olvida, pasan vergüena al lado de ejemplos de casi cualquira de los dibujantes argentinos que sí hacen (hacían) las cosas bien.
Otro ejemplo lamentable es el de Isidoro Cañones, el Playboy virgen. Esta última creación de Dante Qinterno nos hostiga nuevamente ahora desde la pantalla chica

 
A la/s 20 agosto, 2007 12:23, Blogger astllr dijo...

Isidoro es un grande, sólo que no abundaba en detalles para la gilada, era obvio lo que pasaba. No hay mina como Cachorra en la historieta argentina, no hay personaje más misterioso que su tío el capitán Bazooka y no hay mayordomo más correcto que Manuel, por favor. Es la historieta de la verdadera oligarquía arqentina, nadie se atrevió a tanto!

 
A la/s 20 agosto, 2007 23:53, Anonymous rinoceronte dijo...

yo me quedo con ultra siete.

 
A la/s 21 agosto, 2007 09:57, Blogger el-warren dijo...

astllr , para su coleto. La nueva Cachorra es... rubia!
Qué manga de terrajas.

 
A la/s 21 agosto, 2007 14:53, Blogger astllr dijo...

no se haga el fino warren, no le queda bien.

 
A la/s 22 agosto, 2007 20:33, Anonymous rino dijo...

Cachorra era rubia Warren!!!
usted se confunde.
y coincido con astllr, una de las grandes incertidumbres que me llevaré a la tumba es saber como era el general bazooka.

 
A la/s 23 agosto, 2007 10:39, Blogger el-warren dijo...

a todos: Cachorra era morocha y de ojos grandes, y si soy fino no tengo la culpa

 
A la/s 23 agosto, 2007 17:44, Blogger astllr dijo...

warren, si ud. es fino, lo felicito, pero chochea.

Le corto y pego de todohistorietas.com.ar

Cachorra Bazooka: Esta preciosa, fina y estilizada rubia, de buen cuerpo, lindos ojos, flequillo, nariz mínima, y atractiva sonrisa, supo ser la princesa, sino la reina, de la década del '70. Experta en joda, transas y seducción, es la “amigovia” inseparable de Isidoro Cañones, capaz de seguirle el ritmo al incansable playboy, y hasta de ejercer sobre el inflexible y severo tío de éste un control que el propio Isidoro jamás logró ("¡cuando tomarás el ejemplo de esta niña, botarate!", decía el Coronel Cañones). Siempre a la moda, esta despampanante rubia (aunque en su primera aparición, en la historia "Cuarteles de invierno", era morocha), es la versión femenina de Isidoro, pero con una diferencia: lleva una doble vida; se comporta como una dama frente al tío de Isidoro, pero se suma a cuanta estafa emprende su amigo. Cachorra es muy astuta, y lleva una piel de cordero adorable para engatusar a todos los mayores.

 
A la/s 25 agosto, 2007 11:45, Anonymous robertö dijo...

Al final era rubia teñida Cachorra. No sabía.

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal

Free counter and web stats