Rinocerontes eran los de Antes

Evolution

sábado, diciembre 19, 2009

La mulita

Estaba por ahí y sentí sacudirse unos pastizales. Caminé unos metros y esta pequeña cría de mulita excavaba con su hocico buscando insectos o raíces sin prestar mucha atención a mi presencia. Instintivamente me agaché a acariciarle el lomo y recién allí se desató su estrés y su instinto de supervivencia. Comenzó a hacer fuerza y penetrar una espesa mata de pasto. Cuando le tocaba la espalda ella se limitaba a resoplar y pegar un salto brusco hacia arriba. Una fácil presa. Luego se fue, con su andar cadencioso hacia una alcantarilla.Son animalitos muy expuestos, hace miles de años, posiblemente hasta que llegaron los primeros humanos a estas tierras, los antepasados de las mulitas apenas tenían enemigos naturales y llegaban a tener el tamaño de un auto. Desde que el ser humano se ha instalado en este planeta para los animales es una gran ventaja tener pequeño tamaño y pasar desapercibido. Es que también para nosotros es importante pasar desapercibidos para que no nos amarguen la vida más de la cuenta.

Ayer fuí al cine a ver Avatar. Una historia donde los humanos llegan a un planeta a extraer un mineral muy valioso. Para ello necesitan expulsar de su medio a los nativos, unos humanoides gigantes especialmente sensibles que viven en comunión con la naturaleza. En la película los humanos son derrotados, les toca el papel de invasores y alienígenas malos, y el resultado final fue un aplauso generalizado y rabioso del público. Llegamos a un punto donde el cambio de paradigmas es una necesidad.

3 Comentarios:

A la/s 23 diciembre, 2009 18:39, Anonymous Maru dijo...

Es una lástima porque la mulita es riquísima. Debería haber criaderos de estos bichitos tan sabrosos.

Feliz año, Röb

 
A la/s 26 diciembre, 2009 14:37, Blogger Robertö dijo...

Gracias igualmente Maru.
Es rica si, como casi cualquier carne animal preparada convenientemente.
Cuando uno se topa con un amimalito tan indefenso y simpático (o que al menos así nos cae quien sabe por qué) siente la enorme necesidad de hacerse lo más vegetariano posible.Que me perdonen las lechugas.

 
A la/s 30 diciembre, 2009 12:18, Blogger Agustin Acevedo Kanopa dijo...

Igual, las mulitas muchas veces pueden vengarse de nuestras invasiones, arrojandose a la carretera en actos suicidas que terminan con autos dados vuelta. Martires, les dicen.

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal

Free counter and web stats